COLUMNISTAS

Enfermérides del Rock - Nicolás Simonoff

Canciones de Navidad

10:46hs
martes 23 de octubre, 2018
Nicolás Simonoff

Desde su estudio en la BBC, Michael Buerk necesitaba describir lo que sus televidentes estaban a punto de ver. “Lo más parecido al infierno en la tierra” fue una de las frases elegidas para ponerlos en situación. Era el 23 de octubre de 1984 y se estaba por emitir un documental sobre la crítica situación que vivía Etiopía. La guerra civil y una prolongada sequía hicieron que este lugar olvidado y habituado a las necesidades llegara a la desesperación extrema. Se estaba produciendo una hambruna de dimensiones monumentales y las imágenes que las retrataban eran igualmente asombrosas. Entre la numerosa audiencia, del otro lado de la pantalla, se encontraban Bob Geldof (integrante de Boomtown Rats y reconocido por su actuación en The Wall) y su pareja, Paula Yates. Ambos quedaron conmocionados con lo que vieron y decidieron que había que hacer algo al respecto. Y sería la música, como lenguaje universal, el motor que daría inicio a un ambicioso proyecto para recaudar dinero y así paliar la situación en ese empobrecido país. Junto a su amigo Midge Ure, líder de Ultravox, Geldof compuso la canción Do They Know It’s Christmas? (originalmente llamada Feed the World) y logró reunir a toda la crema del rock británico de entonces para grabarla. Algunos de los nombres que participaron fueron: Sting, Phil Collins, Boy George, Paul Weller, George Michael, Bono, Paul Young y Duran Duran, e integrantes de Spandau Ballet, Bananarama y Status Quo. La conservadora expectativa de reunir 70.000 libras esterlinas quedó corta al convertirse en uno de los singles más vendidos de toda la historia de Reino Unido. Pero este emprendimiento, luego continuado por otros similares, no deja de tener un gusto agridulce. Porque más allá del esfuerzo y la solidaridad, no serán los megaeventos musicales benéficos los que salvarán del hambre al Cuerno de África, invadido por la injusticia y las necesidades como tantos otros lugares, sino políticas que apunten a que la gente pueda desarrollar sus tareas para llegar al tan ansiado bienestar.


Más columnas de Nicolás Simonoff

SEMANARIO EL MUNDO DE BERISSO © 2019 - Edición Dígital. Todos los derechos reservados.

Inhouse - Soluciones web