COLUMNISTAS

Charlas Destacadas - Pablo Lofiego

Luján Asconiga, la sucesora de Marina Lezcano

13:06hs
viernes 8 de noviembre, 2019
Pablo Lofiego

El Tattersal 5 fue el lugar pactado para la Charla. Puntual, sonriente, con caminar pausado y gestos amables se presenta María Luján Asconiga. «Me pareció lindo este lugar; estamos a metros de la pista y están los caballos», cuenta Lu, como le dicen sus amigos. «Es un lugar que me gusta, porque además está ese aroma particular a fardo y avena, que en lo personal me remonta a mi niñez», confiesa.

Oriunda de Berisso, Luján es jocketa profesional desde hace muy poco. «Luego de hacer la escuela de aprendices, tenés que ganar 120 carreras oficiales», nos cuenta. Hoy lleva ganadas 128; por eso el reconocimiento. Diecisiete años tuvieron que pasar para que una mujer vuelva a convertirse en profesional, lo que marca una muestra de la poca aceptación y participación que tiene el cupo femenino en las reuniones hípicas.

Atrás quedaron caídas, quebraduras, esperar su momento para poder correr, viajar al interior para sumar experiencia. «Las carreras en el interior son como la residencia de los médicos, tenés que hacerlas si o si», cuenta la muchacha cuya sonrisa es una marca registrada. Por allí se asoma una yegua que al parecer se enteró de la presencia de Luján y quiso saludar, a al vez que ‘robar’ un poco de cámara.

Las condiciones de trabajo distan mucho de ser las mejores: uUna sola ducha para las jocketas, vestuarios precarios y otras ‘cositas’ de las que da testimonio. La participación también es difícil. Pocos les encomiendan a mujeres sus caballos pura sangre. Ella por suerte es casi exclusiva del Stud El Gruñón de Marcelo Ruiz.

En el turf, el patriarcado parece mucho más instalado que en otras disciplinas. Marina Lezcano es una de las pocas mujeres que pudo contra eso. Hoy, María Luján Asconiga escribe su nombre en las páginas grandes del deporte hípico. Hoy cada carrera les menos cuesta arriba, aunque falta que confíen más, que crean que más allá del género hay una identidad que forma a las personas. Luján construyó su identidad a base de esfuerzo, entrenamiento y sacrificio arriba de un caballo, al que muchos que critican o discriminan no se animarían a subir.

Para disfrutar de esta nueva Charla Destacada, solamente hacé click:


Más columnas de Pablo Lofiego

SEMANARIO EL MUNDO DE BERISSO © 2019 - Edición Dígital. Todos los derechos reservados.

Inhouse - Soluciones web